El sindicato USO Cantabria, en su 160 Consejo Regional

USO exige al Gobierno regional y los partidos con representación parlamentaria presionen para salvar a la industria cántabra

 

El sindicato USO Cantabria, en su 160 Consejo Regional celebrado esta mañana en Santander, ha aprobado por unanimidad una Resolución Especial presentada por la Federación de Industria  en defensa del empleo en la industria y concretamente de aquellas que han visto agravar su situación por el aumento del precio de la energía dado su carácter electrointensivo.

El sindicato va más allá de la reivindicación y propone, dentro de la Resolución Especial, una serie de medidas para asegurar el futuro de empresas como Ferroatlántica, GSW o Sidenordirectamente afectadas por la subasta de interrumpibilidad.

USO exige al Gobierno cántabro y a las formaciones políticas regionales con representación en las cámaras legislativas del Estado, ejerzan las presiones necesarias al Gobierno central para que se adopten y promuevan medidas de apoyo a las empresas electrointensiva como las anteriormente expuestas.

Asimismo, el sindicato USO ha mostrado en el 160 Consejo Regional su preocupación por la ausencia de respuesta y medidas de contención por parte de la Administración regional a la actual crisis industrial. USO lleva exigiendo políticas proactivas al Gobierno regional que palien lo que se nos venía encima y estás han caído en saco roto. Una situación que era previsible y que parece ha cogido por sorpresa al ejecutivo regional.

El sindicato considera muy grave la situación de la industria en general y de las electrointensivas en particular. Asimismo la organización sindical insta a la sociedad en general y al resto de agentes sociales unidad para afrontar con firmeza los retos que debemos afrontar y defender los miles de puestos de trabajo que penden de un hilo en la multitud de expedientes de regulación de empleo que se están presentando en el sector.

RESOLUCIÓN ESPECIAL

La industria electrointensiva en Cantabria se encuentra en una situación extremadamente preocupante. La falta de competitividad de este sector provocada por el precio elevado de la energía con respecto a las empresas de su entorno europeo, pone en riesgo cientos de empleos directos y miles indirectos en nuestra región.

La errante política energética española sume en la incertidumbre a este sector estratégico para la economía de Cantabria. Las nuevas bases de la próxima subasta de interrumpibilidad han agravado de manera alarmante la situación y puede situar a algunas de estas empresas fuera de mercado.

USO Cantabria, junto con la Federación de Industria de USO, propone las siguientes medidas para contener una sangría del empleo en este sector:

 

1.- Creación de la figura del consumidor hiperelectro intensivo. Debe realizarse una diferenciación mayor en función de lo que incide la electricidad en el producto final de cada tipo de fabricación y producto, para ello habrá que consensuar una definición que se ajuste a ambos conceptos: electrointensivo e hiperelectro intensivo.

2.- Aumentar al máximo permitido la dotación del presupuesto para lo relativo a emisiones del CO2, habilitado por la UE, tal y como hacen el resto de los países europeos.

3.- Reducción de peajes. Mientras que en países de nuestro entorno (Francia y Alemania, por ejemplo) se paga entre 1 y 2 euros por MW, en España se abona entre 10 y 15 euros. Es totalmente inaceptable que pase esto y es el gran talón de Aquiles. Es, con diferencia, el punto más importante que debería tener el Estatuto y el que marca las diferencias entre nosotros y nuestros competidores.

4.- Fomentar los contratos estables de suministros (PPA), optando por el modelo francés, firmando contratos a largo plazo (10 años), que garanticen las inversiones, seguridad jurídica y estabilidad en el empleo. Además, debiera legislarse que el Estado se ofreciera como aval para ofrecer solvencia y viabilidad a esos contratos.

 

5.-Se debe recuperar la competitividad perdida por el sistema de interrumpibilidad. El Gobierno debe recapacitar y dar marcha atrás con sus pretensiones suicidas de recortar este sistema.

USO Cantabria está seguro que con la adopción de estas medidas podríamos llegar a tener una industria competitiva, donde el precio del MW/hora debería quedar en torno a 35 €/MW, para que fuera al menos acorde con los de otros países de nuestro entorno. No debemos olvidar que los costes eléctricos en España son de los más caros de la UE, lo que lastra la competitividad de toda la industria española.

Cantabria es una de las regiones donde su tejido productivo se ve más expuesto por el precio de la energía. Empresas como Ferroatlántica, Sidenor, Solvay, GSW, todas ellas de excepcional importancia en sus ámbitos comarcales, son algunas de las que ven comprometida su competitividad y su futuro por, entre otros factores, el precio de la energía.

Por todo ello, USO Cantabria exige al Gobierno cántabro y a las formaciones políticas regionales con representación en las cámaras legislativas del Estado, ejerzan las presiones necesarias al Gobierno central para que se adopte y promuevan medidas de apoyo a las empresas electrointensiva como las anteriormente expuestas.

Nos encontramos en un momento histórico y todos hemos de contribuir para corregir esta situación.

Santander, a 13 de diciembre de 2019

 

160 Consejo Regional USO Cantabria

Marcar el Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.